Noticias

  • AGUNSA y su estrategia para enfrentar los nuevos estándares exigidos para los servicios de traslado de prácticos

    19/11/2018

    En 2014, la Dirección General del Territorio Marítimo y de Marina Mercante de Chile estableció nuevas características mínimas y mejores estándares para las embarcaciones que presten servicios de traslado de prácticos, tanto en términos de construcción como de equipamiento de seguridad. Esto, para minimizar el riesgo intrínseco que se genera al transbordar a una persona desde una embarcación a otra, y también para mitigar el impacto de las condiciones meteorológicas durante la operación de las naves en puertos, bahías y estaciones de transferencia.

    Para la industria nacional, compuesta por un total de 130 lanchas, de las cuales sólo 78 cumplen con las características exigidas por la autoridad para realizar operaciones de traslado de prácticos, no sólo representa una gran inversión en renovación y reacondicionamiento de flota, sino también una oportunidad para mejorar los estándares de calidad de servicio que prestan diariamente a armadores, operadores de buques, terminales marítimos y otros actores que intervienen en las operaciones portuarias.

    “Esto va a implicar una modernización importante de la flota a nivel nacional, pero también una disminución de las lanchas que cumplan con los requisitos técnicos, debido al alto costo que representa para las empresas renovar sus equipos. Esto se suma al hecho de que no todos los equipos cuentan con las características técnicas que les permitan ser reacondicionados, por lo que es probable una contracción de la flota nacional de lanchas de traslado de prácticos, además de un aumento importante en las tarifas de mercado”, afirma Carlos Cornelius, gerente corporativo de Agenciamiento y Bunkering de AGUNSA.

    La empresa cuenta con ocho embarcaciones que cumplen con la normativa O80/022, de las cuales seis fueron recibidas entre 2015 y 2016. Además, otras seis naves están en proceso de reacondicionamiento. Junto con ello, Cornelius destaca la constante preocupación por la capacitación y las competencias de las tripulaciones. “Esto nos ayuda a seguir prestando un servicio de alto nivel a nuestros clientes en los distintos puertos en los que operamos de Arica a Punta Arenas, a las que les hemos estado incorporando el apoyo a faenas de OSR”, señala Marcelo Cruz, jefe nacional de equipos a flote de AGUNSA.

    Los desafíos, sin embargo, no son menores en Chile, ya que a partir del 10 de septiembre de 2020 la Dirección General del Territorio Marítimo y de Marina Mercante  exigirá una nueva serie de características técnicas, condiciones de seguridad y desempeño para las embarcaciones. Algunos aspectos cruciales serán:

    -Casco con sistemas protectores de hélice y timón  contra espías y elementos flotantes.

    -Cubierta con zonas de transferencia visibles en todo momento para el patrón de la embarcación desde su puesto de gobierno.

    -Franco Bordo.

    -Estabilidad.

    -Comportamiento en el mar, con capacidad para trasladar prácticos en estado de mar hasta 5, con olas por sobre los 1,25 mts y hasta los 2,5 metros.

    -Sistema de Propulsión con dos motores propulsores cuya potencia permita operar en conjunto y de forma simultánea con dos ejes y dos timones con sistema de gobierno electro hidráulico y con dos hélices, para cumplir con un andar mínimo exigido de 12 nudos en estado de mar 2. Igualmente, se exigirán motores más eficientes, menos contaminantes y con menor impacto en el medio ambiente, aunque con un precio del combustible cada vez más elevado.

    -Puente de mando con buena visibilidad de 360° de forma horizontal y 90° de elevación, con visibilidad permanente a proa.

    -Equipamiento que incluya radar con banda X con capacidad de detección de 6 millas náuticas y sistema de identificación AIS.

    -Equipos de comunicaciones VHF y MF/HF.

    -Iluminación indirecta en cubierta y focos dirigibles para alumbrar calados y escala de prácticos.

    -Equipos de Seguridad que consideren salvavidas con rabiza flotante, luminosidad automática, balsas para la totalidad de personas autorizadas a transportar y traje anti-exposición en zonas frías.

    – Acomodaciones que permitan trasladar a dos prácticos sentados más protección ante variaciones térmicas y sonoras, como también sistema de ventilación y baño con lavamanos.

    Mejora continua

    Además de contar con lanchas y equipos especializados en operaciones navieras como el traslado de prácticos, AGUNSA suma valor a sus servicios al operar de acuerdo a las exigencias de la AAMM, para mantener su liderazgo en los servicios de lancha en Chile. “Trabajamos siempre enfocados en el cuidado del medioambiente, la productividad y el mejoramiento continuo en todos nuestros servicios certificados ISO 9001:2015 y 14001:2015”, detalla Waldo Caroca, subgerente de Agenciamiento de naves de AGUNSA

    Por Mundo Marítimo

    Copyright © 2018 AGUNSA. Todos los derechos reservados